los videojuegos como parte del marketing juvenil

Los videojuegos en el marketing adolescente, valor económico y social

Los videojuegos representan tanto una tendencia actual del marketing adolescente como una nueva forma de socializar.  A través de un avatar los adolescentes se comunican en su tiempo de ocio. En la era digital el entretenimiento pasa por formatos de juego que desarrollan capacidades y habilidades, además de construir una red relacional entre los más jóvenes.

Los adolescentes, como consumidores principales de videojuego,  crean grupos, redes y relaciones interfamiliares que tienen por columna vertebral estas plataformas. En la actualidad, el 25% de los usuarios de videojuegos online son menores de edad, pasan casi unas 18 horas semanales delante de la pantalla.

Desde el desarrollo de la concentración a la transmisión de valores educativos, los videojuegos poseen ciertos aspectos positivos de los que nos solemos olvidar. Está científicamente demostrado que cuando se aprende a jugar un videojuego se produce una mejora de la atención: debido a la curva de aprendizaje, se genera un aumento de la activación cerebral prefrontal y frontal.

El valor de la industria del videojuego a nivel mundial superó los 123 mil millones de euros en 2018, un crecimiento de más del 13% respecto del año pasado. Los gamers y sus plataformas crecen de forma constante, por lo que desde el mundo del marketing adolescente debemos estar siempre al tanto de las tendencias en videojuegos, tanto a nivel educativo y social como a nivel económico.